Páginas



viernes, 19 de marzo de 2010

LAS CLAVES DE LA CAIDA DE LA POPULARIDAD DE HUGO CHAVEZ (I): Expropiación de las entidades aliadas, fundación del PSUV, cercenar liderazgos regionales y disidencia.


... Las armas con que un príncipe defiende su Estado pueden ser tropas propias, o mercenarias, o auxiliares, o mixtas, y me ocuparé por separado de cada una de ellas. Las mercenarias y auxiliares son inútiles y peligrosas. Si un príncipe apoya su Estado en tropas mercenarias, no se hallará seguro nunca, por cuanto esas tropas, carentes de unión, ambiciosas, indisciplinadas, infieles, fanfarronas en presencia de los amigos y cobardes frente a los enemigos, no tienen temor de Dios, ni buena fe con los hombres. Si un príncipe, con semejantes tropas, no queda vencido, es únicamente cuando no hay todavía ataque. En tiempo de paz, despojan al príncipe, y, en el de guerra, dejan que le despojen sus enemigos. Y la causa de esto es que no hay más amor, ni más motivo que las apegue al príncipe, que su escaso sueldo, el cual no basta para que se resuelvan a morir por él. Se acomodan a ser soldados suyos, mientras no hacen la guerra. Pero si ésta sobreviene, huyen y quieren retirarse...
Nicolás Maquiavelo
El Príncipe, Capítulo XII

En tema anterior enumeramos las claves por las cuales el Presidente Hugo Chávez había roto records de popularidad a lo largo de 11 años al frente de los destinos de los venezolanos, constituyendo un hito en la historia de los fenómenos políticos.

Pero como todo tiene su final, lo que era “incombustible” por causas externas e internas, voluntarias e involuntarias ha empezado hacer “combustión” mermando considerablemente la inmensa aceptación popular de la que disfrutaba.

En esta oportunidad el Presidente Chávez desciende la barrera del 50% de la que había disfrutado hasta llegar al 35 % que le asignan algunas encuestas en estos momentos en vía descendente cuando faltan 6 meses para las elecciones Congresionales pautadas para Septiembre.

Lo que iba ser un tema, lo hemos extendido a 2-3 capítulos, empezando con la base de sustentación política del chavismo:



Fundación del Partido Socialista Unido de Venezuela

El Presidente Chávez, luego de compactar a su alrededor diversas entidades de izquierda, socialdemócratas, independientes y disidentes de los partidos tradiciones AD y COPEI que le sirvieron de plataforma política de forma exitosa… Repentinamente se inventa “expropiarlas” en una sola entidad bajo su égida: Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

El propósito de ese plan era “disciplinar” a sus simpatizantes y dirigentes; Mientras que al conformar una entidad en torno a su figura, se le facilitaba “cohesionar” los trabajos políticos partidistas, etc.

Pero sin embargo, dicha entidad nace con 2 grandes defectos de fábrica: Fundada desde las alturas del Poder y dentro de un sistema pluripartidista.

En el primer caso, las entidades políticas se fundan con el objetivo de ALCANZAR EL PODER y no con la finalidad exclusiva de preservarlo, como acontece con el PSUV.

Entidades creadas de esa manera nacen, crecen y desarrollan en base al clientelismo, no del fragor de la lucha popular y electoral.

En lugar de ser entidades con cierta vocación disciplinaria, estatutaria y doctrinaria hacia las cuales sus miembros y dirigentes se sientan comprometidos para alcanzar el Poder y preservarlo en base al trabajo en beneficio del pueblo; Se convierten en simples “maquinarias políticas” en torno a una figura, compuestas mayormente de mercenarios, oportunistas, trepadores y tránsfugas que buscan beneficio personal.

Eso hace que tan pronto sean desalojadas del Poder, tiendan a desaparecer como el Partido Dominicano y el Partido Reformista Social Cristiano en la ex República Dominicana… Y en los casos de todas las entidades comunistas de Europa del Este y ex Unión Soviética.

En cuanto a lo segundo, consideramos erróneo implementar “partido único” dentro de sociedades en donde se practica el llamado “plurispartidismo”, con emblemas, colores, doctrinas y objetivos diferentes... En especial en Venezuela, luego de haber sido sepultado el bipartidismo adeco - copeyano con el retorno al Poder del Dr. Rafael Caldera en brazos de las mismas entidades que posteriormente llevaron al mismito Chávez a Miraflores.

El “partido único” solo ha funcionado en los lugares en donde previamente el “sistema partidos políticos” simplemente no existía, ya que en su lugar existían tiranos o reyezuelos como China y Rusia.

Tan contraproducente ha sido la fundación del PSUV como “partido único de la revolución” que liderazgos como el de Leonel Fernández en la ex República Dominicana y Álvaro Uribe en Colombia se sustentan en varias columnas partidarias que se basan o sustentan en ellos… Columnas que tienen autonomía y presupuesto, Presidencia, Comité Político, Comité Central, directivas zonales, municipales, distritales y hasta participan con candidaturas individuales en las elecciones regionales, municipales y legislativas… Pero que son totalmente leales y subordinadas a los dictados de esos 2 líderes políticos.

Al intentar el Presidente Chávez “fusionar” su plataforma electoral en una sola, necesariamente quedan varios de sus seguidores fuera de la estructura partidaria, mientras que otros que encabezaban sus propias entidades políticas pasan a convertirse en dirigentes de menor categoría.

Eso ha traído como consecuencia que esos dirigentes relegados a menores responsabilidades y protagonismo, no den el todo por el todo e igualmente cierra oportunidades para que nuevas promesas puedan aportar a la causa.

Esto también trajo como fatal consecuencia el desprendimiento de valiosos dirigentes y líderes de la plataforma chavísta, que optaron por mantenerse como cabeza de ratón y no en la cola del león.

El liderazgo único y omnipresente contra el liderazgo compartido.

Dentro de esas mismas fallas que les narro, la creación de la “maquinaria electoral” que es el PSUV se ha nucleado en torno al liderazgo omnipresente del Presidente Chávez, sin dar cabida a nuevas promesas políticas nacionales y regionales.

Entendemos humildemente que eso ha sido otro grave error… Un ejemplo de ello es que liderazgos omnipresentes como el del Dr. Joaquín Balaguer en la ex República Dominicana fueron “compartidos”.

El Dr. Balaguer, a pesar de su fama de gran caudillo, impulsaba los liderazgos locales y regionales en base a figuras de enorme talento, olfato político y vocación de servicios a quienes se les llamo en su oportunidad “los caciques reformistas”, entre los que destacaban Rosita Fadúl, Fulvio Lora, Florentino Carvajal Suero, Messin Sarraf Eder, Eduardo Estrella, Rafael Corporán de los Santos, José Hazim, José Osvaldo Leger, entre otros quienes eran auténticos y amados lideres en sus demarcaciones que le aportaban gran caudal extra de votos al caudillo dominicano.

El Dr. Balaguer lo único que cuidaba era que esos líderes regionales y locales le fuesen totalmente leales y que no se atrevieran disputarle el liderazgo dentro del reformismo ni mucho menos la candidatura a la Presidencia de la República.

Muchos de esos caciques, aún retirados del ejercicio activo de la política o fallecidos, todavía ejercen gran influencia, mientras que otros, aún con el reformismo sepultado, mantienen intacto el fervor popular en sus demarcaciones como el imbatible Amable Aristy Castro en Higuey..

Por otro lado, el caudillo dominicano, se agenciaba de grandes operadores y estrategas como Leonardo Matos Berrido, Humberto Salazar, Alfredo Mota Ruíz, etc.

En el caso del chavismo, en lugar de incentivar ese tipo de liderazgo, se le persigue, acosa, estrangula, margina y expulsa como los casos de Henri Falcón, Didalco Bolívar, etc.

Desprendimiento y disidencias dentro del chavismo.

La fundación del PSUV y la forma como se impusieron o señalaron sus actuales directivos, trajo como consecuencia que PODEMOS se haya desprendido del chavismo, privándolos de uno de sus mejores voceros: Ismael García.

Mientras que Patria para Todos (PPT) acaba de seguirle los pasos, privándolos de otro de sus voceros (José Albornoz) y de amplio liderazgo regional.

Y en lo que el hacha va y viene: Otras entidades y/o dirigentes prestantes, se niegan rotundamente ingresar al PSUV, como el histórico Partido Comunista de Venezuela (PCV) y la controversial Lina Ron con su Partido de la Unidad Popular Venezolana (PUP) que desafiaron la “línea oficial” presentando candidaturas propias en las elecciones Regionales del 2008 en donde el chavismo sucumbió en el estratégico “corredor electoral” compuesto por Caracas, Zulia, Táchira y Carabobo por parte de los “ex escuálidos”.

Mientras que gracias al fallido intento de reforma a la Constitución Bolivariana, otras prestantes figuras como el General Raúl Isaías Baduel y la ex Primera Dama Marisabel Rodríguez pasan a formar parte de la disidencia.

CONCLUSIÓN

En definitiva el Partido Único de la revolución en base a la figura de un solo, indiscutible e insustituíble líder, socava la base de sustentación popular del chavísmo al impedir liderazgos que lo enriquezcan y privarlos de miembros comprometidos, idealistas y doctrinarios para dar paso al mercenarismo.

Las entidades partidarias fundadas a la sombra del Poder, se contonean, suben y bajan en la aceptación popular en la medida que les alcance la chequera y las utilidades que se puedan repartir y/o en la medida en que abusen en contra del pueblo.

En lugar de aras para alcanzar el Poder y desde ahí servir al pueblo, se convierten en pedestal de enriquecimiento personal de mercaderes, que abandonarán el barco desde que asome el naufragio.

TEMAS RELACIONADOS:

* LAS CLAVES DE LA “INCOMBUSTIBLE” POPULARIDAD DE HUGO CHAVEZ.

- EL TRIUNFO DEL NO: Causas de la derrota de Hugo Chávez en el referéndum del 2 de Diciembre (II)

* EL CHAVISMO SIN CHAVEZ = EL GOBIERNO DE LOS INTERMEDIARIOS

- ¡¡TERREMOTO BOLIVARIANO!!: Las renuncias de Ministros y "saltos de talanquera" nacionales e internacionales tambalean el chavísmo

- SUPER INTERVENCION BANCARIA EN VENEZUELA (IV): Crisis ideológica y moral dentro del chavísmo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lectores en linea ahora mismo