Páginas



jueves, 21 de mayo de 2009

OBSERVACIONES: Expropiación y estatización de las empresas petroleras venezolanas.


La ofensiva desatada por el Gobierno Bolivariano, con la oleada masiva de expropiaciones, confiscaciones, secuestros, nacionalizaciones, maromas y estatizaciones de las empresas petroleras del sector privado, contratistas de la estatal Petróleos de Venezuela, S.A. (PDVSA), que ahora se convierten en parte integral de la misma, de conformidad con la reciente Ley Orgánica que Reserva al Estado Bienes y Servicios Conexos a las Actividades Primarias de Hidrocarburos.

Hacen que necesariamente, no pudiese dejar pasar por alto, comentarles sobre ese particular…

Ahora bien, como he expuesto en otros temas*, entiendo que un recurso tan vital económicamente y estratégicamente para Venezuela, necesariamente debe ser controlado por el Estado, aunque con “pequeñas participaciones” del sector privado… Por esa razón, no objeto estas acciones en cuanto al fondo, pero si en cuanto a la forma por las siguientes razones.

JUSTIFICACIONES:

El gobierno del Presidente Chávez, ha alegado como razones esenciales, que las mismas “le pertenecían a golpistas”, “burgueses” y que “explotaban a sus trabajadores”, para absorberlas como parte integral.

Por igual, que usaban equipos de la propia PDVSA para realizar sus labores.

Realidades:

- Si esas empresas “le pertenecían a los golpistas”, las causas para que se les adjudicaran los jugosos contratos de servicio y cedido parte de sus maquinarias, hay que buscarlos en la propia administración de PDVSA y los organismos de seguridad del Estado, al permitir que se “filtraran” como tales, usufructuando esos equipos.

- Si esas empresas “explotaban a los trabajadores”, las causas hay que buscarlas en el Ministerio de Trabajo, por no hacer uso de los mecanismos de supervisión, monitoreo y fiscalización de las relaciones obrero-patronales, contemplados en el Código de Trabajo y el Código Procesal de Trabajo, respectivamente.

Personalmente puedo manifestar, que esas empresas, efectivamente no compensaban adecuadamente a sus trabajadores, debido a que los mismos, no le pertenecían a la empresa como tal, sino a “otra empresa” para que se los suministraran, en calidad de “subcontratista”

Como esa “otra empresa” no contaba con bienes registrados, a la hora del pago de las reclamaciones laborales… el trabajador cesanteado, despedido o jubilado no tenía manera de poder recuperarlos o cobrarlos, porque sencillamente era “empleado de la empresa sub contratista” y la misma ni pagaba ni “ tiene bienes para embargarle”

Otra de las maniobras de esas empresas, eran contratar a los trabajadores mediante convenios individuales para “obras o servicios determinados”, desechando los contratos de trabajo, ya sean individuales o colectivos... Lo que las eximía de tener que pagar derechos de cesantía, despido y jubilación.

La absorción de esas empresas, en “teoría” beneficían a los trabajadores de las mismas, que ahora pertenecen como tales a PDVSA, pasando a disfrutar de todos los beneficios que les eran negados anteriormente.

-Se ha chismeado, que la entidad petrolera gubernamental, tenía cuantiosas deudas con sus contratistas… Por lo que les ha salido “gratis” adjudicárselas al pagar las compensaciones con ese mismo dinero.

-Aumenta el márgen de ganancias del gobierno, al absorber las empresas contratistas, por concepto del petróleo extraído, procesado y comercializado.

Hay que tomar en cuenta la caída estrepitosa del “oro negro” en el mercado internacional a consecuencia de la crisis económica, que han obligado a tomar medidas de ajuste**

OBSERVACIONES y RECOMENDACIONES:

Sin embargo, se han reportado despidos presentes y futuros que perjudicarán sensiblemente a millares de familias venezolanas.

Otras observaciones:

Durante la pasada campaña electoral plebiscitaria, pude observar como prácticamente todos los trabajadores de PDVSA, sin excepción, abandonaban sus labores para dedicarse en cuerpo y espíritu a cumplir labores proselitistas.

Es su derecho… Pero si en aquel entonces, no fue muerta la gallina de los huevos de oro negro, fue porque precisamente las empresas expropiadas, suplantaron a PDVSA en su totalidad, asumiendo las labores de extracción, procesamiento y distribución del petróleo.

Por esas razones, me permito recomendar lo siguiente:

1. Preservar la nómina de empleados de las empresas petroleras, revisando la jerarquía burocrática para hacer las rectificaciones correspondientes.

2. Mantener los controles de calidad y perfeccionarlos.

3. Mantener la productividad, aunque sea necesario contratar nuevos trabajadores y aplicar jornadas rotativas.

4. Pagar puntualmente las compensaciones a los propietarios y renegociar las deudas contraídas por ante terceros.

5. Ceder al sector privado o cooperativo, los servicios de cantina, limpieza, mantenimiento, auditoría, entre otros.

6. Revisar los estados contables, deudas, compromisos, etc. de las empresas estatizadas, para que no se cuelen aquellas que están quebradas o deficitarias...

RECORDAR: Con la absorción de esas empresas a PDVSA, se asumen todos esos compromisos, en calidad de "continuadora jurídica"

La implementación de estas sugerencias, evitarían que el remedio no termine siendo peor que la enfermedad.

TEMAS RELACIONADOS:

* ¿¿EL ESTADO COMO EMPRESARIO??

** AGRIDULCES: Las medidas económicas de Chávez

- QUE PASA CON PDVSA?? (1 de 2): EL VIDEO.

- QUE PASA EN PDVSA?? (2 de 2): PACTO DE PUNTO FIJO, MERITOCRACIA Y PARO PETROLERO, 2002.

- QUE ESTA PASANDO CON PDVSA?? EL SISDEM.

Blogalaxia Tags:

3 comentarios:

  1. Dominicana en el mundo5:10 p. m.

    No importa cual sea la forma o el fondo, eso es un disparate. En pocos años tendran empresas estatizadas, pero ineficientes e inoperantes, sin capital para trabajar. Como bien dices, cuando los trabajadores sean "invitados" a concurrir a un evento politico de Chavez cerraran eso para ir a hacer politiqueria y los compromisos de entrega de la empresa se pospondran. A PDVSA solo la salva que los precios del petroleo continuen alto. El socialismo es un experimento de buenas intenciones, pero en la practica ha desmostrado que no funciona.

    ResponderEliminar
  2. El gobierno de Chávez es indefendible desde cualquier punto de vista.

    Alguien que se llena la boca con el 'anticapitalismo imperialista' y aloja las página oficiales de Venezuela en EEUU, no merece el menor respeto.

    Pero bueno, es discurso de izquierda. Nunca han dado un argumento válido (o lógico siquiera) para nada. Y la historia se ha encargado de demostrarlo.

    Saludos
    PLPLE

    ResponderEliminar
  3. Corcino
    NINGUNA EMPRESA que se maneje en terminos politiqueros, por mas alto y rentable del producto que procesa y vende... SU DESTINO ES LA QUIEBRA.

    Los gerentes, consejo de administracion la toman para enriquecerse y los empleaditos se creen que por su "trabajo politico" se merecen el puestecito y NO LES IMPORTAN si lo hacen bien o mal o simplemente no van.

    Por lo general siempre colocan trabajadores en exceso, disminuye la produccion, la actualizacion de los equipos, propaganda y distribucion.

    Por ello hasta el propio Bosch postulaba la venta de las empresas del Estado.

    PLPLE
    Y no solo eso... Muchos de esos "revolucionarios" les encantan ir a Miami, Las Vegas, etc. a disfrutar sus asuetos.

    ResponderEliminar

Lectores en linea ahora mismo